Te llamamos Nosotros
img_149.jpg | loading | RGB
main-image
14 Shares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 14 Pin It Share 0 14 Shares ×

Autor: Dr. Pedro Zuccarello – Julio de 2015

Internet y las tecnologías móviles han cambiado las reglas de juego en infinidad de terrenos de nuestra vida cotidiana. Un ejemplo de ello son las redes sociales, que han instalado en la sociedad la capacidad de interconectar a gente con inquietudes afines sin importar en que parte del planeta se encuentren. A nadie sorprendemos hoy en día si decimos que hemos contactado en algún foro o red social con gente de un remoto lugar del globo que comparte con nosotros algún gusto musical, literario, gastronómico, nuestra forma de vestir o cualquier otra afinidad que se nos ocurra pensar.

La accesibilidad masiva a la información es otra de las cosas positivas de nuestra sociedad actual que le debemos a internet. La información disponible es tan extensa que el adjetivo inabarcable es, en muchos casos, el más adecuado para describirla. Esto ha cambiado, entre otras muchas cosas, la forma de consumir. Antes de comprar un producto nos conectamos a internet y buscamos información sobre él, desde opiniones a características técnicas pasando, obviamente, por los precios vigentes en el mercado.

El cliente/usuario es mucho más exigente, constantemente pide más datos, más transparencia, mejores precios. Hay mucha información a la vista para comparar. Webs de consumidores, gente afín que vuelca sus opiniones y experiencias para compartirlas y que sean útiles a otros consumidores con los mismos gustos. El usuario de hoy en día sabe lo que quiere, busca, compara y exige respuestas.

Para adaptarse a esta nueva situación de clientes exigentes e hiper-informados muchas marcas han decidido responder con lo que el mercado les está pidiendo: información, calidad y, en muchos casos, dando al usuario la opción de decidir muchas de las características de los productos que compran y consumen. Esto último es lo que en lenguaje coloquial llamamos ‘tunear’. Un ejemplo conocido por todos es la industria automotriz. Cuando queremos comprar un coche, además de los infinitos foros independientes de usuarios que nos cuentan su experiencia con el producto, disponemos de muchísima información en la web del propio fabricante. No sólo eso, sino que el mecanismo habitual es que el fabricante pone al coche un precio base asociado a unas prestaciones y opciones básicas. A partir de estas condiciones el propio cliente puede ir cambiando características del producto, ir sumando funcionalidades opcionales, eligiendo el color, etc., hasta quedar satisfecho con la forma final del producto y su precio.

 ¿Y POR CASA CÓMO ANDAMOS?

 Se pueden mencionar muchísimos ramos de la industria y el comercio en los cuales, de la mano de internet y los móviles, estos mecanismos de transparencia e información se han impuesto. Pero….¿y la vivienda?….¿cómo son, o han sido hasta ahora, los pasos a la hora de comprar una vivienda?….¿tenemos a nuestra disposición toda la información que nos gustaría tener?….¿con qué nivel de transparencia se ha manejado el sector de la construcción hasta ahora?

Analicemos un poco la situación: el promotor decide la localización de la promoción, las condiciones de habitabilidad, el número y tamaño de las habitaciones, las calidades y las marcas de todos los artefactos de la casa (desde los de la cocina hasta los inodoros del baño). ¿Cuánto poder de decisión tiene el futuro habitante sobre todas estas cuestiones?….NINGUNO.

¿Y sobre los vecinos? ¿Puede un futuro habitante de una finca o urbanización decidir algo sobre quiénes serán sus futuros vecinos? NO, CLARO QUE NO.

Todo esto hasta ahora….

 VIVIENDEA: UNA PROPUESTA INNOVADORA QUE QUIERE LLEVAR LA TRANSPARENCIA AL MERCADO DE LA VIVIENDA

 Viviendea es una innovadora propuesta que, utilizando los principios de información y transparencia, pretende dar un vuelco a la forma habitual de adquirir una vivienda. Nacida de la cabeza del arquitecto valenciano Sergio López, la idea de Viviendea es que tú puedas decidir el lugar, los vecinos, las condiciones de habitabilidad, las calidades y muchas cosas más a la hora de poner en marcha tu proyecto de vivienda. Todo esto a precios razonables de mercado. ¿Cómo se logra esto? Sergio López nos lo cuenta en su conversación con el blog del Máster en apps.

viviendea-logo
Viviendea, tu vivienda a tu manera.

-¿Cómo nació la idea de Viviendea?

Esto nace como una respuesta personal a la situación que dejó el estallido de la burbuja.

EL MERCADO TRADICIONAL Y EL LEGADO DE LA BURBUJA

El mercado de la construcción tradicionalmente ha funcionado de la siguiente manera: por un lado está la demanda, gente que busca una vivienda de obra nueva y del otro lado están los profesionales que son capaces de realizar todo el trabajo necesario para construir las viviendas (arquitectos, constructores, aparejadores, albañiles, etc.). En el medio de estas dos partes está el promotor. Éste es el empresario que gestiona el dinero y que hace que las dos partes de la ecuación se junten y obtengan lo que buscan: los profesionales de la construcción realizan su trabajo, y los futuros habitantes obtienen una vivienda de obra nueva. Los bancos también juegan un papel central financiando toda la operatoria.

El problema es que a partir del estallido de la burbuja los promotores han quedado muy tocados. Es difícil encontrar un promotor que quiera arriesgar capital para poner en marcha un proyecto de obra nueva. ¿Esto quiere decir que ya no hay demanda? ¿No hay más gente que busque viviendas de obra nueva? ¡NO, claro que no! Mi experiencia, hablando con muchísima gente, es que hay mucha demanda insatisfecha en este sentido. Entonces, ¿cuál es la situación actual? Los dos lados de la ecuación siguen existiendo. Hay gente que demanda obra nueva de buena calidad, y hay profesionales dispuestos a trabajar para construirla. Lo que falla es el intermediario, el puente que tradicionalmente ha hecho de vínculo entre estas dos partes: los promotores no quieren o no pueden arriesgarse. El intermediario está bloqueando una situación que podría fluir y ayudar a reactivar un sector que está muy deprimido y con una tasa de desempleo altísima.

VIVIENDEA: EL VÍNCULO DIRECTO ENTRE OFERTA Y DEMANDA

La propuesta original de Viviendea es vincular oferta y demanda sin el intermediario tradicional. Que la gente que quiere viviendas de obra nueva y los profesionales de la construcción que pueden hacer el trabajo se junten y, entre los dos, hagan de promotores de su propia vivienda.

 -En este momento, ¿cómo afecta a todo el stock de viviendas de la burbuja que los bancos tienen en sus manos? ¿Cómo hace Viviendea para competir con eso?

Con calidad, transparencia y dando a la gente la opción de adaptar la vivienda, desde el momento de la obra, a sus necesidades personales.

LOS BANCOS COMO INMOBILIARIA

Las casas y pisos que tienen los bancos son legado de la última etapa de la burbuja. En esos años, 2006-2008, no se construyó pensando en las condiciones de habitabilidad de las viviendas, sino con la cabeza puesta en mantener un mercado de especulativo. Las calidades de las viviendas de los bancos son bastante bajas. Además, hace 7-8 años que están cerradas, sin habitar; esto hace que la vivienda (cañerías, etc.) se haya deteriorado considerablemente. También hay cuestiones de normativa. En los últimos años 7-8 han cambiado muchas cosas. Hay normativas que las viviendas de los bancos no cumplen, simplemente porque no existían en el momento en el que se construyeron. Energéticamente son muy ineficientes. Como dije antes, sólo se construyó como parte de un mecanismo especulativo, sin tener en cuenta al futuro habitante. Aunque el precio de venta de la vivienda pueda parecer bajo, el sobrecoste en la factura del consumo energético ineficiente se paga a lo largo de toda la vida. No se incorporaron ninguno de los avances tecnológicos de sostenibilidad energética o reciclado de aguas que estaban vigentes en ese momento. Desde este punto de vista, lamentablemente, se actuó con mucha irresponsabilidad y se perdió la oportunidad histórica de hacer de la vivienda sostenible algo masivo. Sé que me repito, pero creo que vale la pena remarcarlo: fue todo pura especulación, construir lo más barato posible y vender lo más caro posible, sin pensar en nada más.

Cuando se compra una vivienda de ese tipo es para entrar con pico y pala a hacer una reforma. Pero una reforma de estas características sale muy cara. ¡Si al precio de la vivienda que se compra al banco se le suma el de la reforma se alcanza casi el precio de una obra nueva!

OBRA NUEVA, PERO AL ESTILO VIVIENDEA

Ahí es donde entra Viviendea, porque nuestra propuesta de obra nueva es verdaderamente novedosa. ¿Qué ofrecemos nosotros? La propuesta de Viviendea es que tú puedas decidir prácticamente todo lo relacionado con tu nueva casa. La idea es que la oferta se ajuste lo más posible a la demanda. Que las decisiones importantes (localización, número de habitaciones, condiciones de habitabilidad, etc.) partan del futuro habitante, y no del promotor.

TÚ DECIDES DÓNDE VIVIR

¿Cómo se empieza una promoción? Lo primero es pensar dónde se construirá. Nosotros te proponemos que te acerques a nuestra web, te pongas en contacto con nosotros y nos digas dónde, en qué zona, ciudad o pueblo te gustaría vivir. Nosotros analizamos la idea, y si es viable nos ponemos en marcha para buscar un solar dónde construir.

Otra alternativa es que te sumes a alguno de los proyectos que ya tengamos en marcha. En nuestra web se pueden ver los proyectos activos y cuántas viviendas hay todavía disponibles.

TÚ DECIDES TUS CONDICIONES DE HABITABILIDAD

Una vez que el proyecto está en marcha se tiene en cuenta que cada familia tiene su propia problemática. Por ejemplo, puede ser que haya algún miembro de la familia con alguna discapacidad (motriz, auditiva, visual, cognitiva, etc.); o familias que necesiten una habitación más que el resto de la finca. Nosotros damos la posibilidad de adaptar la vivienda a las condiciones particulares de cada familia. En fase de proyecto cuesta muy poco hacer estas modificaciones.

Otra cuestión a tener en cuenta es todo lo relacionado con iniciativas sostenibles como el consumo energético o el reciclado de aguas. No sólo hay nuevas normativas vigentes, sino que también hay muchísimas nuevas tecnologías. En este aspecto, como en muchos otros, todo pasa por informarse.

Las posibilidades son infinitas. Lejos de incomodarnos, tu opinión nos interesa. Lo que nosotros queremos es que tú participes activamente en este tipo de decisiones.

TÚ DECIDES LAS CALIDADES DE TU VIVIENDA

Mejorar las calidades de una vivienda en el momento de la obra es muchísimo más barato que mejorarlas en una reforma posterior. Lo que figura en nuestra web es un precio base con calidades medias. A partir de esas condiciones básicas las calidades se pueden mejorar a gusto y criterio. Es similar a cuando se compra un coche, hay un precio base que incluye unos determinados equipamientos y acabados. Pero el fabricante, ajustando el precio de forma adecuada, pone a disposición del cliente la opción ‘tunear’ el producto final agregando equipamiento opcional y acabados de mayor calidad. Nuestra idea es incorporar este mecanismo, esta forma de trabajar, al mercado de la vivienda de obra nueva.

TÚ DECIDES CON QUIÉN VIVIR

Una de las tantas novedades y ventajas de la propuesta de Viviendea es que tú puedas juntarte con gente afín y proponernos dónde quieres vivir y cuál es tu idea de vivienda para que nosotros pongamos en marcha el mecanismo de búsqueda de suelo y el andamiaje del proyecto. La gente la puedes traer tú o puedes contactarla a través de nosotros. Este el parecido que tiene Viviendea con una red social orientada a la vivienda.

Esto es también válido si lo que te interesa es sumarte a alguno de los proyectos que ya tenemos en marcha ya que tú puedes difundir y presentar el proyecto a gente afín con la que te gustaría convivir.

 -¿Qué papel juega internet en este proyecto?

Internet es fundamental. Lo que estamos haciendo es llevar al terreno de la vivienda mecanismos que se implantaron en la sociedad de hoy en día a través de internet.

SIN INTERMEDIARIOS, CON GENTE AFÍN, Y A TU GUSTO Y MEDIDA

Internet ha eliminado o reducido la influencia de muchos intermediarios tradicionales. Por mencionar un ejemplo, si un músico quiere difundir su trabajo no está obligado a hacerlo a través de un intermediario como una discográfica, puede hacerlo a través de internet. La implantación de las redes sociales como forma de contactar con gente afín a nuestro gustos y aficiones es otra de las cosas que le debemos a internet. Otro aspecto muy característico de la red de redes es que la información está muy al alcance de todos. El consumidor tiene mucha más información para exigir y decidir.

El proyecto de Viviendea elimina intermediarios, quiere poner en contacto a gente con inquietudes afines en lo que la vivienda se refiere y pone sobre la mesa, de forma muy visible y transparente, toda la información relacionada con tu proyecto de vivienda. Además, tiene muy en cuenta tu opinión a la hora de realizar el proyecto. Queremos que tú puedas ‘tunear’ tu casa. Para nosotros, lo mejor que puedes hacer es informarte y venir a plantearnos todas tus inquietudes.

Como puedes ver, el Viviendea está cortada con la misma tijera y con el mismo patrón con que se cortan la mayor parte de las iniciativas asociadas al mundo de internet. Todo el proyecto nace y gira alrededor de nuestra web, www.viviendea.com.

plano1
Piso proyectador por Viviendea en la ciudad de Valencia.

 

 SOBRE TODO, CON MUCHA TRANSPARENCIA

Hay que tener en cuenta que uno de los aspectos que caracterizó al comprador de vivienda de la burbuja fue su bajo nivel de exigencia como cliente. Este comprador actuó, en muchísimos casos, de forma muy sumisa firmando con el promotor un paquete cerrado sin decidir prácticamente nada. Ante cualquier inquietud o pedido de información por parte del comprador el promotor reaccionaba a la defensiva y con mucha opacidad. Nuestra propuesta es darle la vuelta a la tortilla de esta situación. En Viviendea queremos llenarte de información, que seas partícipe y conozcas todos los detalles que quieras conocer.

 -Por cómo lo cuentas, Viviendea se asemeja a una cooperativa, ¿qué diferencias hay entre tu propuesta y una cooperativa de vivienda?

Desde el punto de vista legal, para iniciar las obras, lo que hace Viviendea es constituir una cooperativa de viviendas con las personas que han confirmado su participación en el proyecto. Las diferencias entre lo que nosotros proponemos y una cooperativa tradicional se ven más en la práctica que en las cuestiones legales.

 Nosotros pedimos a los futuros propietarios que nos digan lo que quieren y que busquen a sus futuros vecinos y a partir de ahí constituímos con ellos la cooperativa.

En el resto de casos que he tenido oportunidad de observar, las cooperativas se constituyen previamente por gestoras que luego comercializan las viviendas bajo el régimen de cooperativa. Los futuros vecinos no participan del proyecto proponiendo ideas desde su gestación como proponemos nosotros sino que se van adhiriendo a un proyecto ya realizado. Cuando ya se han vendido todas las viviendas, los gestores que constituyeron inicialmente la cooperativa se salen de la misma. A partir de ese momento se dedican, externamente, a la gestión de la cooperativa que ellos mismos constituyeron.

 Nuestro planteo se asemeja más a la esencia de la cooperativa: que los futuros vecinos, desde un inicio, se acerquen a proponer sus ideas e inquietudes sobre su futura vivienda. Mi única ganancia son mis honorarios como arquitecto.

SergioLopez
El arquitecto Sergio López, fundador de Viviendea, durante su entrevista para el blog del Máster en apps.

 -Tenéis muchos colaboradores, ¿qué papel juegan dentro de Viviendea?

Sí, efectivamente, contamos con la colaboración de Bertolín, PAMESA Cerámica, SILESTONE, Balay, SIEMENS, VERSIS, Turia Shop, Tres Grifería, Unisan, Krono-swiss, Häcker, Grupo Guirex, ICS Soluciones de Ingeniería, Prodein e Ingeniería Jurídica. Además, tras la plataforma web están profesionales contrastados como LeyNet Consultores, Abic Abogados, ProSolutions y MrSimon. Estas colaboraciones muestran el interés y la expectativa que ha generado nuestra aparición en el mercado de la Vivienda de obra nueva.

-¿Cuál es la situación actual del proyecto? ¿Tenéis promociones en marcha?

¡Sí, hemos arrancado con dos promociones! Una dentro de la ciudad de Valencia y otra en fase de estudio en Aldaia. La primera es un proyecto de 3 alturas con 15 unidades de vivienda, y en Aldaia estamos estudiando un edifico de 6 viviendas. Quienes visiten nuestra web podrán ver que estos dos proyectos contemplan todos los aspectos de los que hemos hablado y que constituyen la filosofía de Viviendea.

 De todas maneras, la esencia de la plataforma es ajustarse a la demanda, así que si no te gusta ninguna de las dos promociones, dinos lo que necesitas, dónde lo necesitas y regístrate, desde ese momento, nos ponemos a buscar a gente con tus mismas inquietudes, incluso puedes buscarlos tú mediante el uso de las redes sociales o con el boca a boca, con el fin de que cuando seáis los suficientes, podamos realizar un proyecto ajustado a vuestras necesidades.

 UNA PLATAFORMA ABIERTA A TODOS LOS PROYECTOS

 Queremos trabajar ahí donde la demanda haga viable el proyecto inmobiliario. Nuestra idea es cambiar la forma en que la gente se acerca y encara algo tan personal como la compra de su vivienda. Nuestra casa es una parte importantísima de nuestra vida.

 Trabajan con nosotros diferentes estudios de arquitectura. Muchos de ellos en la Comunidad Valenciana, pero también se han acercado otros estudios de otras partes de España muy interesados en nuestra plataforma y nuestra forma de trabajar. Queremos que Viviendea sea una plataforma abierta donde tengan cabida los proyectos de todos los estudios que vean esto como una oportunidad de cambiar para mejor el mercado de la vivienda.

 

14 Shares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 14 Pin It Share 0 14 Shares ×

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>